Un cliente llega al blog del afiliado y pulsa en un enlace o banner que le lleva a la ecommerce y si finalmente compra o realiza la acción que la empresa quiere se rastrea el proceso con la cookie gracias a la CJ – Commission Junction, que contiene PID (identificación del sitio), AID (Identificador del anuncio o enlace concreto) y SID (Shopper ID, se registran las transacciones) – que es capaz de identificar al anunciante y valorar ya el importe de la comisión por el servicio.

La época de los grandes y llamativos banners con el reclamo de tal o cual producto es historia. Después de despertar la curiosidad y las ganas de comprar el producto o servicio, la mejor manera de guiar a los lectores al contenido promocional es un enlace en el texto. Es uno de los tipos de marketing de afiliados que mejor funcionan. Probablemente sea por su sencillez. Y porque se inserta en un contenido de valor para el usuario.
×